Las 10 profesiones que los bibliotecarios/as actuales desempeñan

19 enero, 2016 at 10:09

Ser bibliotecario/a no es fácil. Vaya por delante que ser bibliotecario requiere ejercer muchas funciones de cara al público y en trabajos internos. Algunas de esas funciones son desconocidas por buena parte de las personas. Personas que piensan que solamente los bibliotecarios realizan búsquedas de información, colocan libros en las estanterías y son guardianes del silencio y la tranquilidad en la biblioteca.

Pero un bibliotecario va más allá. Realiza funciones que pueden ser consideradas de otras profesiones o perfiles. Ser bibliotecario/a es ejercer una única profesión pero con funciones de lo más variopintas… eso sí, depende de las ganas que tenga de salirse de su rol principal y de las personas que acuden a la biblioteca en su ayuda.

Los bibliotecarios son superhéroes para la sociedad

Ser bibliotecario/a es adaptarse, no solo a los tiempos y sociedad, sino a la necesidad de las personas, a sus ganas de saber y de aprender, a la forma de llamarles la atención para que hagan uso de la biblioteca y de sus servicios y actividades, además de proteger a los usuarios ante la información que se puede considerar de “no calidad” y a los autores frente a la piratería y el buen uso de sus obras. Los bibliotecarios forman, atiende y se relacionan con las personas y con las organizaciones. Ser bibliotecario/a, repito, no es fácil… ser bibliotecario es estar cerca de los usuarios y tratar y educarles como “clientes” que requieren un servicio de calidad con un plus de humanidad.

Las múltiples profesiones del personal bibliotecario

Además de su profesión de bibliotecario/a, y de las funciones que debe desempeñar en dicho puesto, existen otras profesiones a las cuales un bibliotecario se puede acercar (y llegar a tocar) en su día a día. Estas profesiones pueden ser:

Relaciones públicas. El bibliotecario tiene que trabajar la relación con las personas para hacer que estas vean a la biblioteca como ese lugar al cual necesitan, y deben, ir sí o sí. Los bibliotecarios tienen que “vender” constantemente las bondades y beneficios de los servicios y actividades para que estas sean un éxito rotundo. La finalidad es crear un vínculo fuerte entre la biblioteca y las personas.

Psicólogo. El bibliotecario en ocasiones se convierte en una persona de confianza de las personas. Confianza a través de la cual empiezan a fluir conversaciones sobre problemas e inquietudes de los usuarios. No son pocas las veces en las cuales los bibliotecarios son el oído, e incluso el hombro, de esas personas (y que muchas veces se acaban convirtiendo en amigos). Personas que esperan del personal bibliotecario asesoramiento en sus problemas y necesidades.

Profesor. Las bibliotecas se han convertido en punto de formación y enseñanza de las personas en el uso de la información, búsquedas y nuevas tecnologías. Formación que puede verse complementada con la inclusión de grupos de aprendizaje de idiomas o talleres de escritura, en otras muchas actividades. Formación hacia las personas, sin olvidar la importancia del bibliotecario/a en la formación interna a compañeros y colegas de profesión.

Abogado. El bibliotecario es el abogado entre la información que no reúne la suficiente calidad y el usuario. Además tiene que abogar y defender los derechos de autor y la propiedad intelectual de las obras y de los autores. Es un claro defensor de las causas justas en la vida social y en el uso de contenidos.

Policía / Detective. El bibliotecario es el cuerpo de seguridad en el cual confiar y dejarse aconsejar ante hechos como la seguridad en red y la aplicación de los derechos de la información. Además, es un buen investigador que te puede ayudar a buscar y localizar lo que estás buscando. Te podrá dar las pistas para que tú continúes el camino hacia la resolución del caso o te podrá dar la solución del mismo.

Diseñador. El personal bibliotecario tiene que ser capaz de sacar el máximo provecho visual y de los espacios a la biblioteca. Estamos ante una sociedad en la cual lo visual es lo que prima, además de la funcionalidad. El bibliotecario debe estudiar la ubicación de mesas, estanterías, sillas, sillones… para sacar el máximo provecho al espacio y potenciar la funcionalidad de servicios y actividades, debe ser capaz de diseñar carteles y demás material visual, y debe ser capaz de diseñar productos y servicios desde cero.

Trabajador social. La biblioteca es el apoyo que muchas personas tienen en la vida… y sus profesionales, bibliotecarios/as, son sus anfitriones ante la promoción del cambio y el desarrollo de esas personas. Tienen como misión la potenciación de las habilidades y cualidades de las personas para su desarrollo en la vida. Además, los bibliotecarios son de muchísima ayuda para las personas más desfavorecidas como pueden ser desempleados, personas en riesgo de exclusión social o inmigrantes.

Editor online. Los bibliotecarios y las bibliotecarias no solamente custodian y manejan información, sino que también la crean. Los bibliotecarios publican y dan contenidos a medida a sus usuarios, además son conscientes de la importancia de la edición y el enriquecimiento de sus colecciones y fondos. Y no solamente esto, también son capaces de ayudar a las personas en sus publicaciones desde el punto de vista del editor (e incluso de investigador).

Auditor. El personal bibliotecario siempre está en constante revisión y evaluación de resultados de sus propios servicios y actividades con el objetivo de valorar el buen desarrollo de los mismos. Informa, realiza observaciones y recomendaciones para llevar el servicio a la máxima potencia o para su cierre definitivo.

Community manager. Los bibliotecarios y bibliotecarias han llevado la conexión presencial con las personas a la dimensión online. Conexión, interacción y comunicación que gracias a los medios sociales están dando un protagonismo extra a las bibliotecas en pro del posicionamiento y visibilidad de la organización. Las bibliotecas han visto la importancia de estar allí donde estén sus usuarios y los bibliotecarios han llegado a las redes sociales con el fin de comunicarse con las personas, realizar marketing online y gestionar contenidos.

Estoy seguro de que existen más profesiones a las cuales los bibliotecarios y las bibliotecarias se pueden acercar y realizar (asemejar) sus funciones. En este post solamente he señalado algunas, así que estaría encantado de escuchar más a través de los comentarios.

Imagen cortesía de Shutterstock

JuliánMarquina

Community Manager de Baratz-Servicios de Teledocumentación, donde me encargo de la gestión, comunicación y dinamización de las redes sociales de la empresa así como de buscar nuevas líneas de comunicación y participación. Escritor del libro: Plan Social Media y Community Manager y del Informe APEI: Bibliotecas ante el siglo XXI: nuevos medios y caminos. Director de RecBib – Recursos Bibliotecarios y creador y fundador de las plataformas de blogs del sector de la Información y Documentación: BiblogTecarios e InfoTecarios. Desde hace unos años conferenciante y profesor de temas relacionados con el tema del social media, el community manager y las bibliotecas. Diplomado en Biblioteconomía y Documentación y licenciado en Documentación por la Universidad Carlos III de Madrid. Miembro del Consejo Editorial del Anuario ThinkEPI, profesor colaborador en la UOC…

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebookLinkedInPinterestGoogle PlusFlickrYouTube