12 cosas que quizás no sabías que se podían prestar desde las bibliotecas

7 julio, 2014 at 22:01

Borra la imagen que tienes preconcebida de que las bibliotecas únicamente prestan libros o DVDs. Desde hace ya algún tiempo algunas bibliotecas han ido sumando servicios y herramientas útiles en préstamo para sus usuarios. La verdad es que no son muy comunes, pero si muestran un camino en el cual la adaptación de las bibliotecas a sus usuarios es pieza clave en el proceso evolutivo de estas y de la utilidad que quieren mostrar y dar a su comunidad. No estoy diciendo que este sea el camino que tienen que adoptar las bibliotecas, sino lo que trato de hacer es mostrar lo que otras bibliotecas como la tuya están haciendo ya.

A continuación os muestro una lista de las 12 cosas que quizás no sabías que se podían prestar desde las bibliotecas por orden el impacto (de menor a mayor) que puedan llegar a causar. Antes de nada quiero agradecer a los colegas de Facebook por ayudarme a hacer esta lista y mostrarme algunos servicios que no conocía y que realmente me han sorprendido.

  1. Lupas: Más que común los problemas de visión de una parte de los usuarios de las bibliotecas. Son varias las bibliotecas, como por ejemplo la de Ermua o la BPE de Mérida, que ofrecen el préstamo de lupas para facilitar la lectura a sus usuarios.

    ::In the middle of America:: by Kathie M Ceballos L

    ::In the middle of America:: by Kathie M Ceballos L

  2. Portátiles: Viejo conocido ya en el préstamo de dispositivos desde las bibliotecas, sobre todo desde las bibliotecas universitarias. La Biblioteca de la Universidad Carlos III de Madrid es un claro ejemplo de este tipo de préstamos. Su préstamo se limita a un máximo de 3 horas y se debe destinar única y exclusivamente a uso académico.

    Some netbook computers we are testing at work with laptop in background by DanieVDM

    Some netbook computers we are testing at work with laptop in background by DanieVDM

  3. eReaders: Cuando llegó el boom de los libros electrónicos a las bibliotecas no sé muy bien si se empezaron a prestar los eReaders porque había confusión entre lo que es el dispositivo y el contenido o porque realmente se quería enseñar a los usuarios a utilizarlos y mostrar su sencillez… El caso es que se empezó a prestar el dispositivo, también es algo normal porque no todo el mundo tenía acceso a uno. Un ejemplo de esto lo tenemos en la Biblioteca Pública Provincial de Cádiz y que dejaba en préstamo el dispositivo 30 días y sin posibilidad de renovación.

    ebooks en ereaders by melenita2012

    ebooks en ereaders by melenita2012

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies