El Ministerio de Cultura y Deporte ha anunciado que Irene Vallejo es la ganadora del Premio Nacional de Ensayo 2020 por su obra «El infinito en un junco. La invención de los libros en el mundo antiguo». Irene conjuga rigor y sentido histórico, junto con un extraordinario gusto por la escritura. En su libro proyecta una mirada fresca que va más allá del ensayo e incorpora elementos de otros géneros. Por cierto, el premio está dotado, además de con el reconocimiento, con 20.000 euros.

El Premio Nacional de Literatura en la modalidad de Ensayo distingue una obra escrita en este género literario por una autora o autor español, escrita en cualquiera de las lenguas del Estado y editada en España en su primera edición, el año anterior. El Jurado de este Premio, valorará especialmente aquellas obras que, más allá de la erudición, investigación o recopilación de carácter fundamentalmente científico o de especialización académica en disciplinas concretas, destaquen por su creatividad, preocupación por el lenguaje, originalidad de tratamiento y expresión literaria, características históricas que han convertido al ensayo en género literario.

El jurado ha elegido esta obra «por ofrecer un viaje personal, erudito e instructivo por la historia del libro y de la cultura en el mundo antiguo, que transmite un sentimiento de colectividad en el que tanto la propia autora como quien la lee se reconocen».

Irene Vallejo es filóloga y escritora española nacida en 1979. Doctora en Filología Clásica por las universidades de Zaragoza y Florencia, ​ su labor se centra en la investigación y divulgación de los autores clásicos.

Personalmente es un libro que me encanta, y no solo por la conexión con la historia del libro y las bibliotecas. La excelente forma de escribir de Irene Vallejo hace que su lectura sea una aventura fácil de seguir, a pesar del paso de los siglos / milenios y las connotaciones que pueda tener el género ensayístico. Es un libro cargado de grades frases para el recuerdo, como esta: «Toda biblioteca es un viaje; todo libro es un pasaporte sin caducidad».

El infinito en un junco. La invención de los libros en el mundo antiguo, de Irene Vallejo

Este es un libro sobre la historia de los libros. Un recorrido por la vida de ese fascinante artefacto que inventamos para que las palabras pudieran viajar en el espacio y en el tiempo. La historia de su fabricación, de todos los tipos que hemos ensayado a lo largo de casi treinta siglos: libros de humo, de piedra, de arcilla, de juncos, de seda, de piel, de árboles y, los últimos llegados, de plástico y luz.

Es, además, un libro de viajes. Una ruta con escalas en los campos de batalla de Alejandro y en la Villa de los Papiros bajo la erupción del Vesubio, en los palacios de Cleopatra y en el escenario del crimen de Hipatia, en las primeras librerías conocidas y en los talleres de copia manuscrita, en las hogueras donde ardieron códices prohibidos, en el gulag, en la biblioteca de Sarajevo y en el laberinto subterráneo de Oxford en el año 2000. Un hilo que une a los clásicos con el vertiginoso mundo contemporáneo, conectándolos con debates actuales: Aristófanes y los procesos judiciales contra humoristas, Safo y la voz literaria de las mujeres, Tito Livio y el fenómeno fan, Séneca y la posverdad…

Pero, sobre todo, esta es una fabulosa aventura colectiva protagonizada por miles de personas que, a lo largo del tiempo, han hecho posibles y han protegido los libros: narradoras orales, escribas, iluminadores, traductores, vendedores ambulantes, maestras, sabios, espías, rebeldes, monjas, esclavos, aventureras… Lectores en paisajes de montaña y junto al mar que ruge, en las capitales donde la energía se concentra y en los enclaves más apartados donde el saber se refugia en tiempos de caos. Gente común cuyos nombres en muchos casos no registra la historia, esos salvadores de libros que son los auténticos protagonistas de este ensayo.

Más información