El Black Friday llega a las bibliotecas. ¡No te pierdas sus ofertas!

//El Black Friday llega a las bibliotecas. ¡No te pierdas sus ofertas!

El Black Friday llega a las bibliotecas. ¡No te pierdas sus ofertas!

El Black Friday ha llegado al mundo de las bibliotecas con impresionantes ofertas de servicios y productos que no puedes dejar escapar. Durante los próximos tres días, y hasta la hora de cierre de las bibliotecas y las 24 horas del día si realizas tus peticiones a través de sus páginas web, cada usuario que requiera un servicio, actividad o producto ofertado desde las propias bibliotecas podrá disfrutar de unas magníficas condiciones en su uso y/o disfrute.

Black Friday en las bibliotecas

Black Friday en las bibliotecas

No, no me he vuelto loco (o por lo menos no es nada preocupante). Lo único que trato es mostrar una nueva forma de llegar a los usuarios aprovechando el tirón de campañas, y que podemos considerar que tienen cierto éxito en cuanto a la publicidad ya ganada desde otros sectores… El Black Friday es una de esas campañas que se pueden aprovechar para darnos publicidad, difusión en medios y hacer que nuestros usuarios se acerquen a hacer uso de nuestros servicios y colecciones de una manera más llamativa y, por qué no decirlo, divertida. Lo que viene siendo una acción donde biblioteca y usuario salen ganando.

Tal y como explica Alfonso González Herrero en su blog sería aprovechar el momento para subirse a la ola de la actualidad. Y como casi todo en esta vida tiene nombre (raro, en inglés… pero muy moderno): Trendjacking, aprovechar una tendencia o hecho de actualidad, y newsjacking, insertar nuestros mensajes en una noticia al hilo de un acontecimiento de interés. Lo dicho anteriormente: aprovechar el tirón con una campaña que ya tiene su publicidad ganada para implementarla en las bibliotecas.

Tipos de acciones que se pueden realizar en las bibliotecas

En cuanto a acciones que se pueden realizar desde las bibliotecas con motivo del Black Friday se podrían tener en cuenta las siguientes (pero seguro que se os ocurren muchas más acciones, así que me encantaría que las apuntaseis en los comentarios de este post):

  • Con la finalidad de dar salida a la colección con poco uso de la biblioteca dar a los usuarios que cojan en préstamo dichos materiales algún tipo de material publicitario (merchandising) de la biblioteca como pueden ser bolígrafos, chapas, blocs de notas, camisetas… o algún libro o descuento en comercios locales (tarjeta de cupones descuentos sellados por la biblioteca que se pueden cambiar por promociones en los establecimientos adheridos).
  • Ampliar el plazo de devolución en una semana de los libros que mayor demanda tienen o que más veces se renuevan por los usuarios de la biblioteca. Incluso aumentar el número de materiales prestados que pueden sacar de la biblioteca los usuarios.
  • En cuanto al préstamo de salas hacer un 2 x 1 en cuanto a días con derecho de uso. Si reservas una sala en estos tres días tendrás la posibilidad de tener la misma sala al día siguiente del primer uso.
  • Si traes diez libros (CDs o DVDs) y los donas a la biblioteca podrás tener una hora en exclusiva con el bibliotecario/a para que te ayude en la búsqueda de material bibliográfico para tu investigación o trabajo. (No hacerte el trabajo, sino ayudarte…)
  • Incluir promociones de última hora y que solamente estarán disponibles durante un periodo de tiempo (corto) determinado. Como por ejemplo: invitar a una taza de café (o sucedáneos que estén disponibles) a los diez primeros usuarios de sala que se acerquen al mostrador de la biblioteca y digan el código para disfrutar de tal promoción.
  • Los nuevos seguidores de Twitter y fans en Facebook de la biblioteca durante esos días entrarán en un sorteo de un eReader. Para ello tienen, además que seguir alguna de estas dos cuentas, mandar un tuit con el hashtag #BFbiblioteca y decir qué es para él / ella la biblioteca ó hacer dicho comentario en la publicación que se haga en Facebook a tal efecto.
  • Dar más protagonismo a los usuarios de las bibliotecas a través de los medios sociales de la misma. Por ejemplo, recomendaciones de lectura de los usuarios y hacer mención de sus cuentas o nombres (bajo autorización).
  • Visitas guiadas por la biblioteca con copa de vino al final, talleres de conversación, de informática, clubs de lectura, entrada a teatros… con pase VIP (es decir, sin lista de espera y aunque el cupo esté lleno) a las 20 primeras personas que hagan un donativo de 5 euros a la biblioteca.
  • Ampliar el horario de apertura de la biblioteca para que en esos días sus usuarios puedan disfrutar más de ella y poder llegar a esos usuarios con los que la biblioteca no coincide en horarios.
  • Adquisión de sugerencias de materiales de los usuarios de la biblioteca. De entre las 10 primeras propuestas de nuevos materiales elegir dos para incorporarlas a la colección.

A la hora de dar difusión y promoción a este tipo de acciones no podían faltar los distintos medios sociales de la biblioteca (Facebook, Twitter, emailing, blog, banner en página web o catálogo…), además de aprovechar los medios de comunicación locales o de la organización para contarles lo que se va a hacer. Por supuesto, el tema de cartelería avisando con tiempo de Black Friday bibliotecario, hacer una cuenta atrás para la llegada de dicho día  y, si se puede, hacer algún tipo de acción publicitaria en la ciudad o barrio. Para terminar, lo ideal para esos días sería que el personal de la biblioteca llevase una camiseta negra con algún distintivo del evento… si no se puede buena es una camiseta, camisa, jersey negro.

Beneficios del Black Friday en bibliotecas

Los beneficios de este tipo de acciones parecen claros y repercuten en primer lugar en la visibilidad, imagen y notoriedad (física y online) de la biblioteca… pero también hay otros no menos importantes, como son:

  • Bajo coste de la acción y publicidad asegurada y reconocible.
  • La posibilidad de trabajar y colaborar con comercios locales en busca del beneficio mutuo a través de descuentos, por ejemplo.
  • Fidelización de los usuarios y captación de nuevos usuarios. Premiar a los usuarios de las bibliotecas.
  • Ganar seguidores y fans en los medios sociales.
  • Posibilidad de ampliar la colección de la biblioteca y dar salida a aquel material que no se sabe muy bien qué hacer con él.
  • Favorecer el uso de instalaciones en la biblioteca.
  • Hacer que la colección con poco uso tenga una segunda vida.

Ahora es tu turno. Utiliza los comentarios para ampliar la lista de acciones que se pueden realizar desde las bibliotecas con motivo del Black Friday, así como para ampliar la lista de beneficios que estos días pueden traer a las bibliotecas. Muchísimas gracias… :)

Imagen cortesía de Shutterstock

Por | 2015-11-19T13:56:38+00:00 noviembre 28th, 2014|biblioteca|15 Comentarios

About the autor:

Community Manager de Baratz-Servicios de Teledocumentación, donde me encargo de la gestión, comunicación y dinamización de los medios sociales de la empresa así como de buscar nuevas líneas de comunicación y participación. Escritor del libro: Plan Social Media y Community Manager y del Informe APEI: Bibliotecas ante el siglo XXI: nuevos medios y caminos. Creador de RecBib - Recursos Bibliotecarios, de BiblogTecarios y de InfoTecarios. Profesor en temas relacionados con social media, community manager y bibliotecas. Estoy diplomado en Biblioteconomía y Documentación y licenciado en Documentación por la Universidad Carlos III de Madrid, además de especializado en Dirección de Comunicación e Imagen corporativa por la UOC. Profesor en la UPF y profesor colaborador en la UOC. Colaborador de la Revista Desiderata.

15 Comentarios

  1. Adrián Macías 28 noviembre, 2014 en 2:51 - Responder

    Julián me ha parecido una genialidac el post. Sin duda, deberíamos de asumir que las bibliotecas son algo muy parecido a una empresa y por ello pueden beneficiarse de técnicas y campañas de marketing directo como las que plateas. Después de todo, el usuario es al mismo tiempo cliente final y consumidor y en cada una de esas tres fases opera con la misma óptica emocional y las mismas necesidades… Sin duda, inspirador todo lo que cuentas

    • JuliánMarquina 1 diciembre, 2014 en 12:14 - Responder

      Muchas gracias por tus palabras Adrián. Salvando las distancias con las empresas en cuanto a su finalidad económica, una biblioteca se tiene que fijar en sus formas y finalidades de llegar a las personas. Aprovechar este tipo de acciones puede hacer más visible el trabajo que se realiza a diario en las bibliotecas.

  2. Rafael Ibañez hernandez 28 noviembre, 2014 en 12:16 - Responder

    Me sumo a las palabras de Adrián. Sin ser especialmente amigo de las “tradiciones” importadas de ciertos lares, creo que en las bibliotecas debemos aprovechar el potencial de cuantas corrientes de promoción y márketing tengamos a nuestro alcance, y el Black Friday es una fecha tan buena como otra cualquiera para ello. De hecho, en la Biblioteca Municipal de Burgos no hemos programado ninguna actuación especial, pero no desaprovechamos el “tirón” de esta fecha: https://www.facebook.com/bibmunburgos/photos/a.10150627995265889.390917.219474430888/10152601799490889/?type=1&theater

    • JuliánMarquina 1 diciembre, 2014 en 12:20 - Responder

      jajaja… sabía que el tema de la importación de cosas de fuera iba a salir… ;) No hay que tener miedo, esta no es una fiesta importada, sino más bien una táctica de llegar a las personas importada y que se puede poner en práctica desde las bibliotecas aunque su objetivo no sea la venta.

      Me gusta el cartel y el mensaje (y la intención) que habéis montado en la Biblioteca Municipal de Burgos… pero el Black Friday en las bibliotecas si durase todo el año no tendría nada de rompedor para captar a esos nuevos usuarios o usuarios que ya lo son y se quieren aprovechar de cosas especiales.

      Cuando algo es común se exige, cuando algo es nuevo se aprovecha durante el tiempo que dure. Lo que quiero decir con esto es que si pones una ampliación de una semana en el plazo de devolución de un libro y esta sube, por ejemplo, a 30 días durante todo el año, lo que tienes que hacer cuando llegue el Black Friday es subirlo a 45… ;)

      • Rafael Ibañez hernandez 1 diciembre, 2014 en 15:22 - Responder

        Tienes razón en cuanto dices, Julián. En nuestro caso, la intención de esa imagen es aprovechar que el Black Friday está en boca de todos para recodar que nuestra oferta (la gratuidad del préstamo) es permanente, algo rompedor en la fiebre consumista que se desata ese día (“Oiga, que nosotros se lo ofrecemos gratis siempre… mientras nos dejen”). Lo que no es óbice para preparar acciones puntuales como las que mencionas en el post (un magnífico catálogo), por supuesto.

  3. Elena 28 noviembre, 2014 en 15:39 - Responder

    Que se puedan llevar en préstamo más libros de los que indica la política de préstamo de la biblioteca

  4. Yolanda 28 noviembre, 2014 en 20:35 - Responder

    Hola, me ha gustado mucho el post y,aunque se podría hablar mucho de todas estas celebraciones importadas,a mí se me ocurren varias cosas:
    1) ampliación del horario de apertura,día y noche, tanto para préstamo, como para sala de lectura
    2) adquirir las sugerencias de compra de las primeras personas que lleven obras en préstamo (dos sugerencias de los diez primeros, por ejemplo)
    3) crear un tablero en pinterest con fotografías de las personas que utilizan la biblioteca sosteniendo el libro cuya lectura recomiendan (previa autorización, claro)
    4) un flashmob en la propia biblioteca y protagonizado por los propios usuarios previamente inscritos

    • JuliánMarquina 1 diciembre, 2014 en 12:22 - Responder

      Geniales las propuestas Yolanda… las incluyo en el post para que la gente que les de pereza leer los comentarios puedan conocerlas… :)

  5. Biblioteca Can Mulà 28 noviembre, 2014 en 21:14 - Responder

    ¡Hola desde la Biblioteca Can Mulà!
    Colaborar con los comercios de la ciudad es una opción (sobretodo en un momento en que hay que crear redes). Una tarjeta de cupones sellados por la biblio (préstamos, participación de las actividades,…) que se pueda cambiar por descuentos en los establecimientos adheridos a la iniciativa.

    • JuliánMarquina 1 diciembre, 2014 en 12:24 - Responder

      Genial!!!… amplío la acción que tengo mencionada en el post con estos datos… :)

  6. Regi 29 noviembre, 2014 en 1:58 - Responder

    ¿Pero esto era para las universitarias o las públicas?… Igualmente está muy bien, yo lo he visto tarde pero es muy interesante. A la próxima estaré más atenta.

  7. Mercedes 24 noviembre, 2016 en 10:58 - Responder

    Me encantó tu propuesta y la puse en marcha el año pasado en la Biblioteca de Mallén, fue un éxito de participación. Este año repetimos. Gracias Julián por todas tus aportaciones al mundo bibliotecario. Saludos, https://goo.gl/xhHsNF

    • JuliánMarquina 22 diciembre, 2016 en 16:19 - Responder

      Muchísimas gracias por compartir el enlace. Me alegra saber que te fue de utilidad… :D

Deja tu comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies