Escucha, ha llegado la hora de que controles tu privacidad en Facebook… es por tu bien

24 noviembre, 2015 at 10:12

Cada poco tiempo me topo con algún familiar, amigo, conocido o vecino que no protege su privacidad en Facebook como a ellos les gustaría. Muchos piensan que todo lo que publican solamente lo ven sus amigos (a los que ellos aceptan previa petición), pero siento decirles que, muchas veces por descuidos, no es así y queda su vida y sus publicaciones al descubierto.

Y es que Facebook nos tiene acostumbrados a continuos cambios en las políticas de privacidad (antes más que ahora), pero bien es cierto que todos estos cambios “siempre son para mejorar nuestra privacidad” (entre comillas, se supone) y compartir nuestras publicaciones solamente con las personas que nosotros queramos.

Facebook puso hace un tiempo a disposición de los usuarios de la plataforma una página con conceptos y configuraciones básicas de privacidad. Dicha página consta de cuatro apartados: Lo que los demás ven sobre ti, Cómo interactúan los demás contigo, Lo que tú ves y Cómo proteger tu cuenta. Vamos a darle un repaso a los dos primeros apartados ya que son los más importantes y los que tienen que ver con la privacidad en las publicaciones que nosotros hagamos o la interacción del resto de personas con nosotros. Por cierto, y ya que hablo de privacidad, no te pierdas este enlace con los datos que Facebook puede tener tuyos.

Tus publicaciones de Facebook pueden estar al descubirto

Antes de empezar… la clave está en el candado de Facebook

En la barra superior de Facebook aparece un icono con forma de candado. Ese candado (apartado) va a ser clave en la configuración básica de nuestra privacidad en la plataforma. Desde él podremos hacer una comprobación rápida de nuestra privacidad.

El candado de Facebook

En el apartado ¿Quién puede ver mis cosas? podremos señalar quién puede ver nuestras publicaciones futuras (y donde elegiremos al público mayoritario al cual vamos a dirigirnos constantemente con la finalidad de no tener que ir cambiando una por una la privacidad de las publicaciones). También hay un enlace en el cual podremos llevar un control de nuestro registro de actividad para ver quién puede ver y encontrar las cosas que vamos publicando / comentando. Y por último, un enlace para ver cómo ven otras personas (o todo el mundo, esté o no entre nuestros amigos) nuestro perfil de Facebook. Al hacer esta comprobación me he encontrado con varias publicaciones mías abiertas a todo el público. [Y que he corregido]

Fallo en privacidad en Facebook

También es importante que tengas en cuenta que lo que compartas en grupos públicos o páginas podrá ser visto por el resto de personas (sean o no amigos tuyos). Aquí un ejemplo de una publicación pública mía y de la cual no puedo elegir el público destinatario ya que está hecho en un grupo abierto. La solución para que no apareciese sería eliminarla.

Publicación en grupo público de Facebook

Otro apartado que aparece en el menú desplegado del candado superior es ¿Quién puede ponerse en contacto conmigo? En dicho apartado seleccionaremos quienes pueden enviarnos solicitudes de amistad.

Y el último apartado del menú es ¿Cómo evito que alguien me moleste? Apartado desde el cual podrás añadir el nombre de las personas a bloquear y ver el listado de todas las personas que tienes bloqueadas.

Cuánto interesa a los usuarios de Facebook la lectura, las bibliotecas y los archivos

17 noviembre, 2015 at 10:15

Muchas bibliotecas, archivos y organizaciones dedicadas al mundo del libro están en Facebook, pero… ¿realmente saben el grado de interés que las personas que están en esa red social tienen por su sector? ¿O lanzan la caña esperando a que alguien “pique”? Si tuviese que decantarme por una de las dos opciones diría que las organizaciones se lanzan a estar en Facebook por la gran cantidad de gente que hay ahí y seguro que a alguien le interesa el tema. [También me decanto por la opción de que las organizaciones se animan a estar en Facebook arrastradas o contagiadas por otras organizaciones].

Datos usuarios de Facebook. Gil C / Shutterstock.com

El otro día Jorge Serrano Cobos me abrió los ojos sobre este tema (más vale tarde que nunca) en una charla que dio sobre big data en las XVII Jornadas de Gestión de la Información que organiza la SEDIC. Me impresionó la gran cantidad de datos que manejaba sobre gustos de los usuarios de Facebook y demás informaciones demográficas. (Aquí podéis ver su presentación). La verdad es que seguro que sus datos son más precisos, e incluso fiables, a tratar con los datos en bruto de Facebook y sin pasar por ningún filtro de la red social, pero me puse a investigar cómo podía yo conseguir también esos datos (y sin rebanarme mucho la cabeza). Fue entonces, y por esas casualidades de la vida, que conocí Facebook Audience Insights.

Facebook Audience Insights es una herramienta para segmentar audiencias en Facebook y que sirve para conseguir que tus campañas de publicidad en Facebook lleguen a las personas adecuadas. Da información muy útil sobre el total de usuarios de Facebook y sobre el total de personas que están conectadas a tu página de Facebook. De hecho lo primero que tienes que hacer es seleccionar el público que quieres analizar.

Distintos públicos a analizar en Facebook

Distintos públicos a analizar en Facebook

Una vez seleccionado el público a analizar podrás elegir el país del que precisas la información, la edad, el sexo, los intereses, las conexiones… Conocerás de ellos sus datos demográficos (edad, sexo, estilo de vida, situación sentimental, nivel de formación, cargo), los me gusta de la página (categorías principales y las páginas que más me gusta tienen), el lugar (principales ciudades, países e idiomas), actividad (frecuencias de las actividades, usuarios de dispositivos), hogar (ingresos, propiedad de vivienda, tamaño hogar, valor de mercado interno, métodos de gasto) y compra (gasto al por menor, compras por Internet, comportamiento de compra). [Estas dos últimas categorías, hogar y compra, solamente está disponible con usuarios de EE.UU.].

Ingresos y hogar de usuarios de Facebook en EEUU

Ingresos y hogar de usuarios de Facebook en EEUU

Vamos, un total chorro de información impresionante. Información que damos los usuarios de Facebook y que no controlamos o no recordamos (o no somos conscientes de) haberla dado. Muchas veces pensamos que esa información solamente la compartimos con amigos o con nosotros mismos.

Ahora bien, y yendo ya al tema que más me interesa de esto, ¿cómo son los usuarios de Facebook en España? ¿Les interesa la lectura? ¿Las bibliotecas? ¿Y los archivos? De estos usuarios, ¿cuál es su edad? ¿Están casados? ¿Qué nivel de estudios tienen? ¿Cómo acceden a Facebook?… ¿Y por qué me interesa este tema?… pues ni más ni menos porque con estos datos vamos a conocer mejor a las personas que nos vamos a dirigir, es decir, nos vamos a centrar más en sus (posibles) gustos. Vamos a verlo.

Los archivos tienen mucho que ganar con su presencia en los medios sociales

15 octubre, 2015 at 10:48

Vayamos al grano, ¿tienen cabida los archivos en el mundo de los medios sociales?… … … ¡Claro que sí!, no son pocos los archivos que ya están usando las redes sociales para llegar a su comunidad, por no hablar de sus profesionales y el buen uso que hacen de ellos con la finalidad de compartir e interactuar.

Pero las cosas como son, hay una mayoría de archivos (y profesionales) que no hacen uso de las redes sociales. Puede ser por bastantes motivos, como son una falta de interés en estar o de conocimiento, trabas administrativas, cargas de trabajo importantes que le imposibilitan dedicarle el tiempo que se merece… Todo esto sumado al desánimo que cada año vienen acumulando por los recortes presupuestarios.

Medios sociales y archivos

La situación en España con respecto a los archivos muestra un grado de interés de las personas de un 2,6 sobre 10 según la última Encuesta de hábitos y prácticas culturales del MECD. También dice dicho estudio que el 5,6% de la población visitó archivos en el último año (+ de 2,5 millones de personas) y que el 45,2% del total de personas que visitó un archivo en el último año lo hizo por su profesión o estudios, mientras que el 54,8% lo hizo por ocio o entretenimiento.

Está claro que el usuario principal de los archivos es el usuario presencial… pero no hay que perder de vista a los 35,7 millones de usuarios en Internet que hay en España, de los cuales 22 millones son usuarios de las redes sociales.

Dichos usuarios pasan una media de 4 horas al día en Internet, de las cuales casi 2 horas son para estar en las redes sociales. Sus principales razones para estar en los medios sociales son estar en contacto con amigos, mantenerse al día de noticias y eventos de actualidad, y llenar el tiempo libre que se tiene.

De esas 2 horas que los usuarios pasan en los medios sociales al día la mayor parte se va para estar en contacto con amigos, puede que para el archivo solamente haya 5 minutos (como mucho).

Hecha esta introducción al archivero/a no le queda otra que tener una actitud positiva ante estos nuevos retos. Hay que tener ilusión, ganas de innovar, querer participar e interactuar con los usuarios de los archivos. Y, sobre todo, trabajar las 3Cs: colaboración, cooperación y comunicación.

¿Y por qué tener una actitud positiva?… Pues porque los medios sociales van a ayudarnos a humanizar el archivo. Los medios sociales nos van a dar voz, oídos, carácter y sentimiento al archivo. Para ello, los archivos, tienen que ser abiertos, no tener miedo a la conversación ni a la difusión. Los archivos tienen que escuchar a los ciudadanos, compartir su tiempo con ellos, e incluso celebrar las alegrías y tristezas. Todo esto en pro a la comunidad, la promoción de servicios, difusión de servicios, noticias y actividad, el posicionamiento y la visibilidad, y aumentar el acceso.

Ahora bien, hay que saber qué esperan los usuarios de la presencia de los archivos en los medios sociales. Los usuarios de los archivos demandan una presencia activa (no confundir con spam), que los contenidos que compartan realmente les aporten y les llegue. Quieren a un archivo cercano, honesto y amable, en definitiva, que les de confianza… además quieren ser escuchados, contestados y requieren una atención inmediata.

7 formas de ponerte en contacto con las bibliotecas sin salir de casa

1 julio, 2015 at 10:06

No hay duda que las bibliotecas, y sus bibliotecarios, están para ayudarte en tus necesidades informativas, de ocio y conocimiento. Las bibliotecas crean sociedades más formadas e informadas a través de sus servicios y atenciones hacia sus usuarios. El trato directo (cara a cara) entre bibliotecario y usuario es la mejor forma de resolver las inquietudes, ya que las dudas o necesidades pueden ser resueltas con mayor rapidez y sin ningún tipo de malentendido por la falta de ese mirar a los ojos al usuario y saber qué es lo que te está diciendo y qué es lo que necesita.

Denys Prykhodov / Shutterstock.com

Denys Prykhodov / Shutterstock.com

No obstante hay otras formas de ponerse en contacto con las bibliotecas para resolver dudas puntuales e incluso que necesitan un poco más de elaboración. Algunas de estas formas de contacto son las comunes y convencionales de siempre (de hace ya tiempo, mucho tiempo) como es el teléfono o el correo electrónico… y otras son más “de ahora” como pueden ser las redes sociales o Whatsapp.

Los medios de comunicación y contacto han cambiado. Para no remontarme al contacto por carta o notas al bibliotecario marcaré el inicio (tecnológico) desde el teléfono, donde casualmente ahora también nos encontramos. Es decir, se empieza por el teléfono, se continua por Internet… se mezcla todo y es donde nos encontramos ahora (pero sin cable en el teléfono, mayor rapidez en Internet y nuevas plataformas de comunicación).

A continuación trataré de mostrar las distintas formas que tienen los usuarios de ponerse en contacto con las bibliotecas (de más antiguas a más modernas):

Teléfono (voz). Bajo mi punto de vista no es el mejor método de contacto con una biblioteca, aunque puede ser el más rápido para obtener una respuesta. Ha de usarse para consultas breves y que no lleven más de un minuto. El teléfono implica al bibliotecario dejar de hacer otras funciones o aumentar su estado de estrés si tiene mucho lío en la biblioteca.

Bibliotecas en busca de sus 5 minutos de gloria en los medios sociales

11 junio, 2015 at 16:46

Somos egoístas. En los medios sociales queremos el tiempo de los internautas. Queremos que nos miren y que nos lean. Además queremos que les guste lo que hacemos y que lo compartan con sus contactos y nos comenten. Queremos tener más seguidores que nadie, más RTs, más favoritos… ¡lo queremos todo!… pero, ¿sabemos qué quieren los usuarios (y no usuarios) de nuestras bibliotecas? Es más, ¿qué estamos dispuestos a hacer o dar a cambio de su tiempo?

Bibliotecas en busca de sus 5 minutos de gloria en los medios sociales

Los internautas españoles se conectan una media diaria a Internet de 4 horas, de las cuales casi 2 horas son para estar en las redes sociales. Las bibliotecas tienen que llamar la atención para que las miradas de esos internautas que se conectan 2 horas al día vayan para ellas. En el mundo de los medios sociales la competencia es voraz. Cualquier persona, organización o marca puede ser tu competencia y quitarte la atención de tus usuarios. No hay nada más que ver que estamos compitiendo por la atención de los internautas contra Coca-Cola, Real Madrid, Zara, El Rubius… Las comparaciones son odiosas, pero son los que realmente se pueden llevar la atención de nuestros usuarios.

Y no es solo la competencia que puedan tener las bibliotecas, sino que también es conocer los principales motivos por los que los usuarios están en las redes sociales. Las principales razones por las cuales usamos las redes sociales son estar en contacto con amigos, mantenerse al día de noticias y eventos de actualidad, y llenar el tiempo libre que se tiene.

De esas 2 horas que los usuarios pasan en los medios sociales al día la mayor parte se va para estar en contacto con amigos, puede que para la biblioteca solamente haya 5 minutos (como mucho). ¿Poco tiempo o tiempo más que suficiente como para aprovecharlo y llamar la atención de los usuarios? ¿Estás dispuesto a aprovechar ese tiempo? ¿Estás dispuesto a hacer que con tus contenidos los internautas no pierdan el tiempo y acaben abandonándote? ¿Quieres que te miren?… ¡Pues entretén, ayuda e informa a tus usuarios!

Y sí… la presencia de la biblioteca en los medios sociales es una carga de trabajo, pero… ¿quién tiene miedo a trabajar en el trabajo? ¿Quién no busca la satisfacción propia por el trabajo bien hecho?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR