10 razones para que te animes a ser bibliotecario

27 Abril, 2017 at 10:00

El mundo necesita bibliotecarios preparados que asuman el reto de trabajar en las bibliotecas del siglo XXI, y todo lo que eso conlleva. Y es que los bibliotecarios son imprescindibles en este mundo cada vez más plagado de información y desinformación, en este mundo lleno de contenidos de todo tipo y en este mundo con una incipiente desigualdad informativa, digital y tecnológica desde hace ya años. Sin duda de que si se hiciese un listado de las profesiones imprescindibles en el mundo, entre las 10 primeras estarían los bibliotecarios.

El mundo necesita profesionales que asuman el reto de trabajar en las bibliotecas

Y repito, el mundo necesita bibliotecarios… pero, ¿cómo convencer a las personas para que lo sean? Para empezar (y puede que esto ya sea negativo para ese propósito de convencerles) comentarles que no será un trabajo tan cómodo como se imaginan, no estarán exentos de situaciones de estrés y que, lamentablemente, tampoco ganarán mucho dinero. No es fácil animarles dando estos tres motivos y que pueden tumbar cualquier intento de movilización de futuros bibliotecarios… pero, convenzámosles de su necesidad mundial. ¡Bibliotecarios, os necesitamos!

1ª razón: Es una profesión imprescindible

Las bibliotecas son una necesidad social y el mundo no puede prescindir de ellas. Se necesita personal bibliotecario que asuma esta responsabilidad social, informativa y cultural, y que además acepte el reto de defender y proteger a las bibliotecas.

2ª razón: Estarás en contacto con la información y cultura

El personal bibliotecario está en permanente contacto con la información y con la cultura. Tanto la una como la otra son dos pilares fundamentales para la proyección personal y profesional. Entre su misión también está la promoción de ambas para que éstas lleguen a las personas / sociedad.

Minibibliotecas en entornos naturales… ¿y por qué no?

11 Abril, 2017 at 10:05

Imaginad por un momento que estáis dando una vuelta por un parque y que de repente os encontráis en el camino con una especie de mobiliario que os llama la atención. Os acercáis a él y descubrís que es una biblioteca. Ahora cerrad los ojos y seguid imaginando. Os dais cuenta de la maravilla del paisaje y la tranquilidad que hay en él. Seguidamente cogéis un libro y os ponéis a leerlo respirando el aire puro y disfrutando la luminosidad que os rodea. ¿No es una maravilla?… Pues abrid los ojos y descubrid que esto que está ahora en vuestra imaginación es realidad (o pronto lo será).

Conoce los proyectos de minibibliotecas del Parque Natural de la Zona Volcánica de la Garrocha

Y no, no estoy hablando de la biblioteca del futuro que se abrirá en un bosque de Oslo allá por el año 2114 con libros que aún no han visto la luz y que jamás han sido leídos… estoy hablando de minibibliotecas proyectadas en parques nacionales. Está claro que si las personas no van a las bibliotecas (o no tienen tiempo para ir), las bibliotecas van donde estén ellas.

Bueno, no son en sí bibliotecas al uso al no disponer de todos los pilares necesarios como para poder considerarlas como tal… pero sin duda que son una aproximación y un acercamiento a las personas que bien merece la pena ser contado. Y es que los alumnos de la Escola d’Art Superior de Disseny de Olot y el Parque Natural de la Zona Volcánica de la Garrocha han colaborado en el diseño de minibibliotecas, rótulos y distinto mobiliario.

A partir de las propuestas presentadas por los alumnos de la EASDO, los técnicos del Parque Natural, con la ayuda del asesor en arquitectura y paisajismo RCR Arquitectes, están trabajando en un modelo propio de minibiblioteca de Parque Natural, que tenga ingredientes de todos los trabajos presentados, que han sido de alto nivel y muy útiles como punto de partida, con la voluntad de que se adapten a las necesidades de cada lugar.

Los 7 ingredientes imprescindibles para asegurar el éxito de la biblioteca pública

4 Abril, 2017 at 10:05

No hay mayor satisfacción para una biblioteca que ser de utilidad para las personas. Y es que su éxito reside, en su mayor parte, en el uso. Ahora bien, no por llevar el nombre de biblioteca se tiene el partido ganado. Es necesario una serie de componentes (o ingredientes como los he llamado en este post) para crear una biblioteca útil y necesaria dentro de la comunidad de usuarios a la que sirve.

La mayor satisfacción para la biblioteca es ser de utilidad para las personas

Ingredientes básicos e imprescindibles que van a hacer que el resultado final de esta receta sea el esperado y el deseado. Un total de siete ingredientes como son un personal bibliotecario implicado, una buena colección, un espacio físico y online de utilidad, unos usuarios atraídos por el buen hacer de la biblioteca, unos buenos servicios y actividades a ofrecer a dichos usuarios, una buena difusión y promoción de todo lo que se hace, y (como no) un presupuesto digno.

Además, he querido acompañar en este post una serie de buenas prácticas (veinticinco en total) a poner en marcha desde las bibliotecas para incentivar su uso y asegurar el éxito, o por lo menos poner una primera piedra para conseguirlo.

La receta para asegurar el éxito de la biblioteca pública

El personal bibliotecario

Uno de los ingredientes principales para asegurar el éxito de una biblioteca es su personal. Hay que tener en cuenta que ellos son los anfitriones y la “cara humana” de lo que es la biblioteca.

Dicho personal debe ser cercano a los usuarios, tener disponibilidad, ser amable, resolutivo, comunicativo, saber escuchar, sugerir y recomendar. Debe hacer que las personas participen de la biblioteca y debe crear usuarios fieles y comprometidos.

Algunas buenas prácticas:

  1. Se buen anfitrión. Saluda y da la bienvenida a los usuarios de tu biblioteca.
  2. Interésate por las necesidades de información y contenidos de tus usuarios.
  3. Organiza tus tareas al máximo para aprovechar todo el tiempo posible.

8 sitios web y utilidades para cazar bulos y fake news

16 Marzo, 2017 at 10:00

Es más fácil de lo que pensamos el caer en las garras de los bulos o de las noticias falsas (fake news). La sorpresa e impacto del momento, el estado emocional al recibir la noticia, la persona que te la cuenta o envía, la utilización de imágenes y que ves con cierta veracidad… Todo influye en los primeros instantes en que recibes una noticia, ya sea esta verdadera o falsa.

Las bibliotecas deben tener un papel importante en la lucha contra la desinformación

Las fake news, hoax, bulos o noticias falsas son un intento de hacer creer a un grupo de personas que algo falso es real.

Y es que en la actualidad estamos rodeados de información… de información falsa y de información verdadera. Por desgracia toda la información falsa que nos rodea también mueve al mundo e influye en las decisiones que tomamos. Así que es mejor ser precavido, usar el sentido común, el pensamiento crítico y cerciorarse de la fiabilidad de una información o noticia antes que alarmarse y compartirla. Como diría Denzel Washington: «Si no lees los periódicos, no estás informado. Si lees los periódicos, estás mal informado».

Las grandes empresas tecnológicas y medios de comunicación están tratando de poner fin a la propagación de dichas noticias falsas. Según palabras de Tim Cook (Consejero Delegado de Apple), «Las noticias falsas destrozan la mente de la gente». Por su parte, Facebook, ha lanzado un proyecto para evitar la difusión de bulos y noticias falsas. El proyecto se llama «Facebook Journalism Project». Anteriormente Google ya había tomado cartas en el asunto de las fake news prohibiendo que ciertos sitios web de dudosa fiabilidad se lucrasen con sus anuncios. Además también está implementando progresivamente en las distintas partes del mundo su “Fact check”, una etiqueta para dar credibilidad y veracidad a las noticias que la portan en su buscador.

20 situaciones que demuestran que el bibliotecario es bibliotecario las 24 horas del día

28 Febrero, 2017 at 10:09

¡Quién tiene un amigo o un familiar bibliotecario tiene un tesoro!… El bibliotecario puede no pensar lo mismo de ellos. Y es que hay situaciones en las cuales más vale mantener el anonimato o no decir a nadie en qué trabaja uno. Aunque bien es cierto que ser bibliotecario es estar expuesto y de cara al público, así que nada o poco se puede hacer para que los amigos, familiares y usuarios de la biblioteca no te reconozcan como esa persona a la cual preguntar en cualquier momento y sobre cualquier cosa.

El bibliotecario es bibliotecario tanto dentro de la biblioteca como fuera de ella

Sin duda que ser bibliotecario es ser el “famoso” del grupo y al que siempre van a preguntar sobre cualquier tema o asunto. La palabra del bibliotecario es una sentencia y sienta jurisprudencia para sucesivas ocasiones en las cuales se den circunstancias similares.  Además, no me negaréis expresiones de conocidos y familiares como: “Tú que eres bibliotecario,…”, “Tú que estás siempre entre libros e información,…”, “Tú que lees tanto y sabes tanto,…”. Ya habéis captado que en los puntos suspensivos va la pregunta o consulta. En muchas ocasiones insólita y que nada tiene que ver contigo y tu profesión, y de la cual no tienes respuesta, pero que siempre tratas de responder de la mejor manera posible.

Anteriormente ya había escrito sobre las múltiples profesiones que realizan los bibliotecarios… hoy quiero acercaros a esta profesión “sin horarios”. Bien es cierto que pueden ser situaciones exageradas y que pueden rozar lo humorístico, pero creedme… se dan estos casos e incluso otros que pueden ser más disparatados. Porque… ¿qué bibliotecario no tiene un familiar que le escribe o llama para conseguir información sobre un asunto? ¿Qué bibliotecario no tiene una vecina que se piensa que tiene la biblioteca al lado de su casa?  ¿O qué bibliotecario no asemeja todo lo que ocurre a su alrededor al mundo de las bibliotecas?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR