Las bibliotecas y su alto potencial de seducción hacen que te enamores de ellas

14 febrero, 2017 at 10:00

Las bibliotecas tienen un poder de seducción de varios kilómetros a la redonda, por no decir que abarca dicha seducción la totalidad del planeta. Entre ellas están conectadas para magnificar dicha potencia de atracción y forman una gran red que hacen que tener una biblioteca cerca de casa, del trabajo o en el mismo centro de estudios sea una necesidad imprescindible para las personas.

Las bibliotecas lo dan todo sin pedir nada a cambio

Sin ningún reparo podría decir que soy un enamorado de las bibliotecas. Me lo han dado todo sin pedir nada a cambio… Así que mi forma de devolver esta gratitud es hablar de ellas al mundo y mostrar este amor compartido por millones de personas hacia su trabajo, utilidad social y necesidad vital.

Y es que las bibliotecas son hermosas, inteligentes, divertidas, comprensibles y solidarias, sé que nunca me fallarán y que buscan lo mejor de las personas. Son serviciales, están siempre a mi lado esté donde esté, tienen una gran capacidad para sorprender y buscan, ante todo, la felicidad de su comunidad de usuarios. ¿Qué más se puede pedir para que el amor entre personas y bibliotecas florezca?

Las 10 reglas básicas para hacer un buen uso de la biblioteca

7 febrero, 2017 at 10:04

Nadie nace sabiendo cómo se utiliza una biblioteca. Bien es cierto que existen distintas actividades formativas y visitas guiadas para mostrar la biblioteca y enseñar cómo se utilizan los distintos servicios… pero también es cierto que no todas las personas hacen esta primera aproximación a la biblioteca. Aún así, lo bueno que tiene la biblioteca es que se puede utilizar sin disponer de unas instrucciones, pero en ciertas ocasiones puede llegar a ser tan de complejo como tratar de montar el Halcón Milenario con piezas de LEGO sin tener unas pautas básicas para hacerlo.

Saca el máximo partido a tu visita a la biblioteca con estas reglas básicas

Lo principal, y más básico, por lo que se tendrían que interesar las personas es conocer su ubicación si no se ha ido anteriormente o si son nuevos en la ciudad, conocer su horario para no llevarse la mala experiencia de acudir a la biblioteca y ver que está cerrada, sus normas de uso… e incluso, y si me apuras (ya para frikis como yo), las críticas que pueda tener por las redes sociales. En cambio, en ocasiones, lo principal y lo que más interesa a las personas es saber la contraseña del Wifi. Y no pasa nada, el acceso a Internet es otro de los múltiples servicios que se ofrece desde las bibliotecas… y está para eso, para ser usado. Pero es necesario tratar de mostrar (¡cómo sea!) como las personas pueden sacar el máximo provecho al tiempo y a su estancia en las bibliotecas, ya sean estas personas antiguos usuarios o nuevos usuarios.

Bien es cierto que las personas utilizan las bibliotecas en función de sus necesidades, pero aún así no son capaces de sacar el máximo provecho a su visita y hacer un buen uso de la misma. Bien sea por falta de planificación, por no interesarse en descubrir nuevos servicios, por no saber utilizar el catálogo o no hacer uso del personal bibliotecario… e incluso por comportarse de manera inadecuada con el entorno de la biblioteca. Es por eso por lo que me he decidido a crear estas 10 reglas básicas para hacer un buen uso de la biblioteca. [Lista ampliable y algunos puntos suprimibles en función de la biblioteca y de los usuarios de la misma].

10 razones por las que usar el catálogo de tu biblioteca

24 enero, 2017 at 10:02

No es comparable Google con el catálogo de una biblioteca, son cosas distintas. El buscador de Google da información sobre cualquier tema (cualquier cosa que busques devolverá resultados) y el catálogo de la biblioteca da información sobre los materiales que hay en una biblioteca (si no está en la biblioteca, no habrá resultados). Quizás esta sea la mayor ventaja que tiene el buscador sobre el catálogo. Y ya puestos a comparar, hay un punto débil en el buscador y que, casualmente, es el punto fuerte de las bibliotecas. Y no es otro que la veracidad, fiabilidad y pertinencia de la información y los contenidos. Sin duda que todo un hándicap que hace que las bibliotecas cobren una mayor ventaja, o deberían cobrarla.

El catálogo online es una ventana a la colección de la biblioteca

El catálogo online de la biblioteca es una ventana a la colección de la misma. Un lugar desde el cual consultar y localizar toda la información que forma parte de la biblioteca y que está repartida por las distintas estanterías físicas y digitales. El catálogo da acceso y facilita el descubrimiento casi del mismo modo que cuando uno va a la biblioteca y empieza a recorrer las distintas secciones y pasillos llenos de estanterías cargadas de libros.  El catálogo de la biblioteca se adapta a los tiempos y se hace social y móvil, además entiende y comprende la importancia de la recomendación de las personas sobre sus materiales.

Y es que la colección de la biblioteca es uno de sus pilares básicos (por no decir que es el pilar básico principal), siendo el catálogo online la herramienta que permite conectar a las personas con dicha colección. Sin duda que es un recurso necesario ante las grandes cantidades de materiales e información que manejan las bibliotecas. Sin un catálogo nada sería recuperable y todo estaría bajo un caos incontrolable que haría perder el sentido del orden bibliotecario para la localización y recuperación.

El personal de la Biblioteca UOC se presenta en realidad virtual

17 enero, 2017 at 10:05

El personal bibliotecario, sin duda, es el motor de la biblioteca. Pero, ¿cómo hacer que se note su existencia si una biblioteca es puramente online? Por suerte existen muchas formas de ponerse en contacto con las bibliotecas sin salir de casa y recibir un trato eficaz, rápido, directo y sencillo. Pero… ¿cuántas veces has hablado con una persona de manera continuada por correo electrónico, por redes sociales o por teléfono y no le has puesto cara aún? Seguro que te ha pasado más de una vez… y eso es lo que quiere solucionar la Biblioteca de la UOC.

Personal Biblioteca UOC en realidad virtual

La Biblioteca de la UOC es una biblioteca que nace digital. Comprensible si tenemos en cuenta que la UOC es una universidad que ofrece su formación 100% online. El servicio de esta biblioteca es clave para el apoyo en el aprendizaje, la docencia y la investigación. Atiende a una comunidad de 50.000 usuarios y su método de contacto con ella son los distintos canales digitales.

Los usuarios de dicha biblioteca pueden ponerle cara al personal a través del directorio que tienen en la web, y que muestra la totalidad del equipo de la biblioteca (el 99%). Esto es algo, bajo mi punto de vista, que es imprescindible para mostrar cercanía en una organización (en este caso una biblioteca) y para facilitar al interlocutor que está al otro lado del medio saber con quién está hablando.

Pero la Biblioteca de la UOC quiere ir un paso más allá y probar con la realidad virtual para acercarse aún más a sus usuarios. Quiere que se conozca físicamente (a través de la pantalla) al equipo de la biblioteca, que sepan sus nombres, sus puestos… cual es su espacio de trabajo, sus mesas y la organización de estas, cómo trabajan, dónde trabajan

12 tendencias tecnológicas para las bibliotecas de un futuro no muy lejano

20 diciembre, 2016 at 10:05

Si miras el futuro de las bibliotecas desde el presente es difícil saber el camino que tomarán. Siempre se piensa en un futuro lejano, sin pararnos a pensar que dicho futuro ya lo estamos viviendo. No hay más que volver la mirada hacia atrás y ver todo lo conseguido por las bibliotecas en los últimos 10 años, en lo que se refiere a tecnología. ¿Ahora ya ves que estamos viviendo en el futuro de las bibliotecas?

La biblioteca es un servicio infrautilizado, pero muy bien valorado

Si algo caracteriza a las bibliotecas es su poder de adaptación a los tiempos, a la sociedad y a la tecnología. Las bibliotecas son pioneras en poner muchos de los recursos informativos y tecnológicos al alcance de las personas. Quieren acercar dichos recursos hacia las personas y que todas ellas tengan las mismas oportunidades de acceso. Sin duda que buscan el bien de la sociedad y su crecimiento.

En un tiempo tan tecnológico como en este que nos movemos las bibliotecas se tienen que ir reinventando o adaptando casi año a año. Cada poco tiempo sale una novedad interesante que utilizar y compartir. Es una carrera de fondo en la cual no es necesario ser los primeros, pero sí llevar un ritmo que haga que se cumplan ciertos objetivos propios y expectativas de los demás.

Bien es cierto que las bibliotecas son más bien un servicio infrautilizado, pero son de los mejor valorados por la sociedad y sus profesionales de los que mayor confianza despiertan. Con esto no queda más que tratar de aumentar su uso llegando a las personas que no utilizan las bibliotecas y saber el por qué.

Para ello hay que tratar de obtener la mayor información posible, tanto de usuarios como de no usuarios, para poder tomar decisiones. Información a utilizar por parte de las bibliotecas y sin temer el uso de los datos privados de los usuarios por el bien del individuo y del colectivo. Recordad lo dicho anteriormente: los bibliotecarios son los profesionales que mayor confianza despiertan de las personas.

Y la tecnología no va a hacer que el bibliotecario desaparezca de las bibliotecas. Los bibliotecarios son un pilar básico dentro de las mismas. La tecnología facilitará el trabajo de los bibliotecarios y hará que tengan más tiempo de dedicación a las personas. Conocerlas, saber cuales son sus necesidades, adaptar programas hacia sus comunidades… en definitiva, estar al lado de ellas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR